Canon AF 35ML

La Canon AF35 ML nació ya como un cámara de culto en los años 80, en plena vorágine de réflex multimodo, Canon saco una cámara compacta que no entraba en la categoría de bolsillo como otras muchas, pero a cambio ofrecía un objetivo que nada tiene que envidiar a la mayoría de objetivos fijos de cualquier réflex de la época, nada mas y nada menos que un Canon 40mm serie L con luminosidad f 1.9 y dotada del innovador chip de enfoque CAFS (Canon Active Focus System)

La focal de 40mm es para mi gusto la mejor elección para una compacta de lente fijo porque te permite afrontar tareas que solo acometerías con un 35mm y ademas tiene una distorsión prácticamente despreciable, casi como un 50mm, es un diseño casi simétrico de modo que podemos meterle mano prácticamente a lo que sea con un 40, ya sea un paisaje, un retrato o un reportaje, no en vano es la focal elegida por casi todas las marcas para las cámaras compactas de cierta clase.

Este 40mm de Canon es un objetivo realmente sorprendente, es sorprendentemente nítido  desde la máxima abertura f1.9, lógicamente la tarea del enfoque con una abertura de este calibre, no se le puede encargar a cualquier sistema AF de tres al cuarto y Canon metio en esta cámara un sistema innovador de detección de foco para su época, el CAFS es un chip de detección pasiva mediante emisión de infrarrojos que nació como respuesta al Visitronic de Honeywell  y si funciona bien es muy muy certero.

La fotometria es del mismo modo extraordinaria, solo tienes que preocuparte de encuadrar y disparar, la AF39 ML te entregara exposiciones mas que correctas sea cual sea la situación de iluminación, ten en cuenta que el medidor es del tipo clásico con preponderancia central y que la exposición no se puede bloquear. Es operativo en un margen de exposición de entre 4 y 17 EV. La norma ISO es ajustable en valores de entre 25-400 y 50-1000 dependiendo de que versión escojamos, las primeras o las ultimas fabricadas. El sistema automático de exposición dispone de un obturador electrónico que va desde 1/4 a 1/400seg y valores de abertura desde f 1.9 a f 18 y trabaja perfectamente bien incluso cuando colocamos un filtro ya que la célula esta dentro del diámetro  de filtros que es de 48mm. No tiene memoria de enfoque, pero este es del tipo previo, presionando el disparador hasta la mitad se fija la posición de foco y no cambia durante el disparo.

La sensación en al mano es la de ser una cámara de poca clase, el plástico abundante y el recubrimiento de goma de baja calidad no hacen honor a la tecnología que esconde, quizás por eso se encuentran tan baratas estas cámaras. El visor es malo, de plástico y con una cierta dominante, no tiene corrección del error de paralaje por lo que tendremos que ser cuidadosos con el encuadre sobre todo a cortas distancias. El enfoque es rápido y certero, solo duda si el fondo es blanco completamente o en caso de muy baja iluminación, donde entre en funcionamiento un modo de seguridad y la cámara prefija la distancia de enfoque a unos 2,5m porque entiende que vas a usar el flash. El flash hay que levantarlo manualmente, lo cual es una ventaja.

No todo son bondades con esta Canon, aunque el inconveniente que apunta casi todo el mundo para mi no lo es tanto, el AF es bastante ruidoso y el pitido de aviso de foto movida que nos advierte de la conveniencia del uso del flash es un poco pesado, pero todo esto es perdonable cuando ves el resultado.

Una muestra con Kodak Vericolor 100 caducado unos 10 años.

PICT0004 copia

Otras con Protopan 400.

San Isidro

Ravaloche 2

Canon 35 ML

Manual de instrucciones

Anuncios